La danza-popular

Culturas populares vallecaucanas
Germán Pinilla Higuera
Instituto Popular de Cultura
Cali, 1997

SIGLO PROCEDENCIA Y MUTACIONES

 

Folklore coreográfico del litoral Pacífico

Guillermo Abadía Morales
Compendio General de
Folklore Colombiano
Talleres Banco Popular
4a Edición. Bogotá, 1983

Las Balsadas

Sus mejores interpretaciones se deben al desaparecido Folclorólogo de la región Teófilo Roberto Potes. En este festejo las balsas adornadas de flores y arco de guirnaldas bajan por el río llevando imágenes de santos patronos como: San Antonio, San Juan, San José, etc, mientras se cantan alabaos como el San Antonio: "Velo que bonito lo vienen bajando - con ramos de flores lo van adornando".

Los Bundes

Muchos juegos infantiles son aplicados en el ceremonial fúnebre, como regocijo lúdico de los niños que acompañaban la celebración de los adultos. Son cantos que motivan la dinámica y la expresión mímica de esos pasatiempos.

Algunos de los más populares son:

La Buluca
La Canoa Paula
El Chocolate
El Florón
Jugar con mi tía
La Margarita Patiana
La Pelusa
El Punto
El Trapichito
El Laurel
El Bambasá

Algunos detalles de los anteriores, son lo siguientes:

La Canoa Paula

En este juego se coloca el personal mixto infantil en fila india y mientras cantan, van haciendo inclinaciones del cuerpo, unos a un lado y otros al opuesto, tomados de la cintura y con ritmo como el de una canoa en mar picada.

Cantan:

 "Pilotía la canoa Paula,
Que nos vamos a voltía;
Este río está creciendo;
Te voy a canaletía".

Y el estribillo del coro responde al solista:

"Oí, Paula....Oí Paula".

Cuando la mayoría coincide en hacer la inclinación a un solo lado toda la fila pierde el equilibrio y caen los niños por tierra; entonces la Paula o embarcación personificada en uno de los jugadores, toma un canalete y corre en persecución del que se supone la hizo naufragar. La melodía se repite nuevamente, con intercalaciones de voces de juego y comentarios sobre el desarrollo de él.

El Chocolate

En el juego o ronda de este nombre

Canta el solista:

"El chocolate es un santo
que de rodillas se muele;
con la mano es que se bate,
mirando al cielo se bebe".

Y el estribillo del coro dice:

"Bate que bate mi chocolate".

El solista dice:

"Las viejas toman café
y la joven chocolate;
a los hombres les servimos
maduro con aguacate

Y vuelve el coro:

"Bate que bate mi chocolate"

El solista sigue:

 "Entra a mi vida y saca
saca lo que te parece
que yo sacaré la mía
la que de mi gusto fuese".

Jugar con mi tía

En este bunde se comienza el diálogo cuando un muchacho dice a su tía: "Tía" y ella responde: ¿qué quieres sobrino? Y el replica: jugar con mi tía. Ella le dice ya en forma cantada y cadenciosa:

"que es eso sobrino, respete a su tía.

Y sigue el mismo estribillo para los versos siguientes que son iguales:

«Yo quiero, yo quiero jugar con mi tía»

El estribillo va seguido de varias voces al mísono.

Comentarios (0) | Comente | Comparta c