II REGIÓN CARIBE

6. POBLAMIENTO

 

Caribe soy

Geografía, historia y movimiento poblacional. En este rico mosaico natural y étnico se asentaron familias indígenas que influyeron en algunas comunidades andina. Fue zona de entrada de los conquistadores y más tarde lugar de retorno colonizador.

 

Guillermo Enrique Rodríguez Navarro: Arqueólogo, Universidad de Oxford, director Fundación Pro-Sierra Santa Marta.

El escenario CARIBE

 

Geografía y paisaje ambiental de la región caribe colombiana, el mosaico natural más diverso de Colombia.

P or su ubicación costera frente al mar Caribe, su situación tropical y su  posición geográfica y geoastronómica, a la región natural del Caribe colombiano correspondería un paisaje semiárido. Pero la presencia de la Sierra Nevada de Santa Marta y de las estribaciones de las tres cadenas montañosas en que se bifurcan los Andes, más su condición de planicie receptora de mayores sistemas hídricos andinos, le confieren a esta región características ecológicas únicas.

Los páramos y selvas, los desiertos y zonas superhúmedas, los planos inundables, islas y litorales con sus zonas de arrecifes y praderas submarinas junto con su flora y su fauna asociada, convierten al Caribe colombiano en la región más diversa del país y tal vez del mundo.

Las características geomorfológicas y ecológicas actuales son producto de una serie de factores de diversa índole paleogeológica. Entre las unidades marinas costeras se encuentran fondos lodosos, praderas submarinas, mosaicos, arenas costas rocosas. Además del área correspondiente a su costa continental en el sur del mar Caribe, posee vastas áreas de fondos submarinos, bajos, cayos e islas entre la costa centroamericana y las Antillas Mayores. El archipiélago de San Andrés y Providencia, que tiene origen volcánico y está cubierto por formaciones coralinas, enriquece aún más la región.

En el Caribe se reúnen las mayores condiciones de fertilidad de los suelos, alta diversidad de ecosistemas y de condiciones climáticas, recursos hídricos y pesqueros, acceso al mar Escenario donde se originó la cerámica, primera evidencia cultural en toda América, y de una diversidad de cacicazgos, estados incipientes ciudades estado de enorme riqueza cultural.

EL PAISAJE NATURAL

Las unidades ecológicas están fundamentalmente determinadas por su ubicación costera. La influencia de los grandes ríos, principalmente del Magdalena, se puede constatar hasta más de cincuenta kilómetros mar adentro por sus temperaturas más altas y la turbiedad de las aguas, ricas en materiales suspendidos arrastrados por los ríos a lo largo de su recorrido terrestre. El litoral presenta una variedad de unidades, desde las extensas playas de La Guajira con sus grandes bahías, arrecifes superficiales de coral, hasta las zonas de manglar que rodean las lagunas costeras y las desembocaduras de los ríos que son fuente de un recurso en apariencia inagotable de peces y frutos del mar

En el continente, un eje constituido por el flanco sur de la Sierra Nevada de Santa Marta, la Serranía de Perijá que bordea la plataforma de Maracaibo y el curso principal del río Magdalena, presenta grandes unidades de paisaje natural: Hacia el sur, sobre lo que son los territorios actuales de los departamentos de Sucre Córdoba y Bolívar, lindante con el valle aluvial del río Atrato, el paisaje está conformado por una zona de extensas sabanas, algunas de origen natural y otras originadas en el desmonte y cultivo del bosque, resultado de las prácticas indígenas de los pueblos Zenúes.

La Sierra Nevada de Santa Marta, gran hito de referencia, es un macizo costero de 5700 metros de altura. En un área relativamente reducida se encuentran todos los pisos térmicos del país. Atravesado por una densa red hidrográfica, existe un paisaje que incluye selva basal, selva subandina y selva andina. La región comprendida hoy por el departamento del Magdalena, por el norte del Cesar y por la baja Guajira, está fuertemente influenciada por el macizo.

Al noreste de la Sierra Nevada, en lo que hoy es el departamento de La Guajira, se desarrolla una gran zona árida que, sin ser realmente un desierto, presenta una vegetación seca que se extiende hasta el Golfo de Venezuela.

La llanura del Caribe está delimitada por las estribaciones de las Cordilleras Occidental y Central. En el frente de humedad definido por estas cordilleras en la parte sur de los departamentos de Córdoba, Sucre, Bolívar y Cesar, se encuentra una franja de selva húmeda tropical. Los grandes ríos, al entrar en la llanura aluvial, presentan una zona de amortiguamiento caracterizada por bifurcaciones, meandros y ciénagas que constituyen grandes planos de inundaciones variables en su amplitud y actividad biológica a lo largo del año. A esta red hídrica de origen andino se suma una red de menor alcance constituida por los ríos originarios de la Sierra Nevada y de algunas serranías costeras.

En principio, EL AGUA

 

 

Período de florecimiento de civilizaciones indígenas que dominaban la agricultura y la cerámica.

Los vestigios arqueológicos —influencia chibcha y mesoamericana— hallados en la región del Caribe colombiano, indican que en cierto período de la época prehispánica, pueblos portadores de una cultura homogénea se desplazaron a lo largo de esta región. Que utilizaron especialmente  los ríos Atrato, San Juan, Sinú, San Jorge y Cauca, siguiendo una dirección norte sur, hasta alcanzar las comarcas andinas centrales.

Desde el oriente, hubo migraciones de pueblos de origen arawak y karib, que debieron seguir rutas naturales y de fácil penetración como los ríos Magdalena Orinoco. En el siglo XVI, cuando llegaron los españoles, la influencia karib, siguiendo principalmente el curso del río Magdalena, alcanzaba hasta los umbrales de la sabana de Bogotá. La participación de un estrato arawak en el contexto cultural de los pueblos prehispánicos, está atestiguada por la presencia de algunos núcleos pertenecientes a este grupo lingüístico en La Guajira.

Entre estos grupos lingüístico-culturales se dio una intensa interacción en el territorio de la costa norte. Existen notables similitudes entre los pueblos de origen chibcha y los arawaks, especialmente en las leyes morales que rigen una y otra sociedad y en la existencia de una capa sacerdotal. Fueron frecuentes los mestizajes entre arawaks y karib, no obstante haber sido enemigos irreconciliables entre sí.


CONTINUAR

REGRESAR AL ÍNDICE

 

 
Comentarios (0) | Comente | Comparta c