Rafael Escalona. Clásico del vallenato

Por: Cortés, Jaime

 

Rafael Calixto Escobar Martínez,
fotografía de Nereo López.
Portada de Los cantos vallenatos
de Escalona, Bovea y sus vallenatos .

 

 

 

 

Dentro del conjunto de las manifestaciones musicales populares del siglo XX colombiano, Rafael Escalona (Patillal, Cesar, 1927) figura al lado de Alejo Durán, Leandro Díaz y Emiliano Zuleta, entre otros, como uno de los músicos más representativos del vallenato. Escalona inició la composición de sus canciones en los años cuarenta, cuando este género musical se consolidaba en los departamentos del Magdalena y Cesar. De esta época se conocen varios títulos como El profe Castañeda, El carro Ford y La enfermedad de Emiliano.

Partícipe de frecuentes parrandas, Escalona se vinculó a un mundo proscrito por las élites sociales de la región, que con veto explícito prohibían la interpretación de música de acordeón en el club social de Valledupar. Resulta singular que Escalona no participara en ningún conjunto vallenato, ni cantando ni ejecutando ningún instrumento, lo cual refleja una cultura musical oral, en donde el proceso de composición se completa con la colaboración de algún intérprete, quien escucha la melodía y la fija en su instrumento.

En sus textos, Escalona hace alusiones a las anécdotas de una vida en la que combinó su actividad musical con los negocios agrícolas en el Cesar, algunos cargos públicos y, a partir de 1983, como miembro activo de la Sociedad de Autores y Compositores de Colombia, SAYCO. La evocación de diversos aspectos de su vida las encontramos en sus canciones más conocidas hoy en día, entre ellas La casa en el aire, El testamento y Adios a Pedro Castro.

A finales de los años cincuenta el vallenato ya se identificaba como una manifestación musical que había adquirido características de símbolo regional. El ciclo de consolidación del género se cerró con la creación del Departamento del Cesar en 1967 y la realización del primer Festival de la Leyenda Vallenata en 1968, acontecimientos en los que figuró Escalona como protagonista.

En la última década del siglo, aspectos biográficos de la vida del compositor fueron objeto de una telenovela que revivió el gusto por la música y alentó la creación de nuevos arreglos, esta vez interpretados por Carlos Vives y posteriormente por otros cantantes. Las nuevas versiones se alejan del estilo original con que Guillermo Buitrago y posteriormente Bovea y sus Vallenatos dieron a conocer los temas clásicos de este compositor.

La influencia de Escalona en la música popular colombiana se destaca por ser un caso particular, dada la amplia difusión que ha alcanzado en los diversos ámbitos del mercado musical nacional y latinoamericano. Igualmente, hay que resaltar el papel que desempeñaron, tanto Escalona como sus contemporáneos, en la conformación de un perfil musical regional para la Costa Atlántica desde mediados de este siglo.

Título: Rafael Escalona. Clásico del vallenato


Comentarios () | Comente | Comparta