¿Qué trajeron los primeros descubridores? 500 Años del Descubrimiento de América

Por: Vargas Martínez, Gustavo

Tomado de: Revista Credencial Historia.
(Bogotá - Colombia). Edición 30
Junio de 1992


imagen16.jpg (19492 bytes)

 




No es fácil hacer un balance de qué trajeron los primeros españoles que llegaron con Cristóbal Colón a este Nuevo Mundo. Quedan muy pocos testimonios: un par de cartas del genovés, una entretenida narración del doctor Diego Alvarez Chanca, el poema histórico de Juan de Castellanos y, si acaso, los detalles que consignaron Andrés Bernáldez y Pedro Mártir de Anglería en sus memorias. No es mucho. Además, es difícil evitar el panegírico al estilo de Castelar en el pasado o de Taviani ahora.

¿Qué trajeron los recién llegados? Frutas, animales y cosas de valor no hubo, y si acaso, fueron para el consumo normal del viaje: apenas bizcocho, vino, carnes salpresadas. Cuando dejó Colón en el fuerte que llamó Navidad a los primeros 39 colonos, les dejó lo que podríamos considerar como las primeras mercancías que hubo para el intercambio entre ambos continentes, a saber, una cierta dotación de bonetes rojos y cuentas de vidrio de intimo valor. Debían de servir como moneda para trocarlos por oro y perlas. Pero no alcanzaron a servir para nada, porque los natividenses fueron los primeros 39 muertos españoles que hubo en América. También con ellos Colón había dejado en la isla los primeros seis trabajadores que llegaron al continente desde el Viejo Mundo: un cirujano-barbero, llamado Juan, un carpintero, un calafateador, un tonelero, un artillero y un sastre. De ninguno de ellos se podrá escribir mayor cosa que pueda servir para la historia de las clases sociales en América.

Parece que ya hubo en este primer viaje algunos caballos y perros. Gomara mencionó algún gato. Pero de lo que no hay duda que se trajo fueron las primeras armas: espadas, puñales y ballestas, mosquetes, arcabuces y pistoletes, falconetes y espingardas. La Pinta traía una bombarda. Dicen que armaduras, ya obsoletas en Europa, vinieron desde el comienzo, y cotas de malla y cueras de ante. Pero el caballero armado de punta en blanco, como lo muestran las iconografías, es falso. Las sofisticadas armaduras que se atribuyen a Colón, a Cortés, a Jiménez de Quesada, son parte del boato apologético que se estila para enaltecer a los invasores: sus cotas eran bien modestas e iguales a las de cualquier soldado.

Lo peor que trajeron fueron algunas enfermedades desconocidas en América, como el sarampión, la viruela y la tos ferina. A quinientos años del "encuentro de dos mundos", estas endemias no han podido erradicarse del todo. Algunos historiadores -Todorov, por ejemplo- afirman que el homicidio, con características genocidas, el maltrato a los indios, rayano en la tortura, y el choque microbiano acabaron literalmente con la población indígena de la isla Española (Haití): hacia 1590 había muerto el 90% de los nativos. Girolamo Benzoni cuenta que, de dos millones de indios que tenía la isla en los años previos a la conquista, en 1565 no quedaban ni 150 mil. Por supuesto, no todo lo que se trajo fue desgraciado, ni todo lo que se llevaron fueron perlas. Pero no hay duda de que el choque tuvo un precio altísimo, que a nadie sensato debería enorgullecer.

Título: ¿Qué trajeron los primeros descubridores? 500 Años del Descubrimiento de América


Comentarios () | Comente | Comparta