Cómo se resquebraja la vida

Tipo: 

N° revista: 

Boletín Cultural y Bibliográfico 92. El coleccionismo privado y la preservación del patrimonio cultural

Tema: 

Autor: 

Libro reseñado: 

¿A dónde vas?

Datos libro: 

Tim Keppel. Alfaguara, Bogotá, 2015, 235 págs.

ENCONTRAR UN buen cuentista no es sencillo. Los lectores somos exigentes y comparamos, sopesamos, incluso podemos llegar a tener poco tacto al encontrar defectos donde no hay. A un cuento le exigimos brevedad, algunas veces; impacto, sorpresa, otras; originalidad, también. Pero, claro, el maestro en este arte sabe que, antes que nada, debe escribir con libertad, muchas veces desdeñando teorías, decálogos y consejos de sus ilustres antecesores.

Tim Keppel tiene claro lo que, en su momento, le dijo Chéjov en una carta a su editor, Aleksey Suvorin: los mejores escritores “retratan la vida como es”. Así lo expresó Keppel en la Revista Cronopio, en 2010: “Me gusta la clase de cuento que involucra a personajes de carne y hueso, con quienes me puedo identificar a medida que avanzan a tientas por la vida”. Por ello son atractivas las historias de su libro ¿A dónde vas?, publicado por Alfaguara en 2015.

Llama también la atención el manejo de la ironía en este libro. Aparte entonces de que el buen cuentista es difícil de hallar en un pajar, es más complejo aún que te haga reír. El escritor que maneja la ironía cree en un lector inteligente, capaz de desentrañar el sarcasmo en la vida misma. En un artículo para El Espectador, Keppel afirmó: “Mis cuentos tienden a tener cierta ironía porque así es como veo el mundo, como un poco absurdo, e intentar encontrarle sentido puede ser gracioso y triste”.

Leer texto completo