Inteligencia que se agradece

Tipo: 

N° revista: 

Boletín Cultural y Bibliográfico 94

Tema: 

Autor: 

Libro reseñado: 

Botellas de náufrago

Datos libro: 

Alberto Salcedo Ramos. Luna Libros, Bogotá, 2015, 376 pp.

A pesar de que a Alberto Salcedo, por una cierta modestia genuina, le parezca que sus mensajes son de náufrago y quedarán a la deriva, estas crónicas son más petroglifos grabados en las rocas de alguna de las islas del archipiélago Colombia, que extraviadas botellas sin destino. Si en dos generaciones los colombianos aún saben leer, este testimonio de una época álgida (¿alguna en el país no lo habrá sido?) será de gran valor. Y ya lo es para los que inspeccionen esta colección de textos de un costumbrismo cosmopolita carente de arrogancia o de provincianismo. Es evidente que el autor, además de haber recorrido los vericuetos del país, ha explorado el universo a lomo de libro.

Botellas de náufrago compila cerca de cien artículos, cien temas sobre los cuales Salcedo ha dirigido su mirada de ser humano, de periodista, de filósofo, de historiador, de estudioso de las costumbres de nuestro cuerpo y alma. Estas observaciones están hechas bajo la luz del espectro caribeño, esa luz expansiva y generosa que alumbra los rincones y escudriña más con curiosidad que con censura. Un talante de costas y llanuras le permite sobrellevar la realidad que se descubre, sin que su perspectiva y su esperanza se estrellen irremediablemente contra nuestras montañas de problemas. “La actitud —cuenta que le decía su madre caribeña— endulza el café cuando escasea el azúcar” (p. 15). Así, sus crónicas, sus relatos, sus ensayos, aunque a veces los haga con dolor del alma, son más bailados que llorados, como es de rigor en esa cultura desenfadada y jovial que tanto necesitamos los cachacos. El goce es la vacuna contra el miedo a la muerte.


Leer texto completo