Las causas de la derrota realista

Tipo: 

Tema: 

Autor: 

Libro reseñado: 

España y la independencia de Colombia, 1810-1825

Datos libro: 

Rebecca A. Earle. Banco de la República/Universidad de los Andes, 2014, Bogotá, 252 pp.

Las nuevas interpretaciones surgidas durante las últimas décadas acerca de lo que fue el proceso de independencia de los territorios bajo dominio de la Corona española en las Américas, han tardado bastante en llegar a Colombia, a pesar de todas las celebraciones y eventos que se han hecho con motivo del Bicentenario. Existe a la fecha, una amplia bibliografía que permite construir una imagen de este proceso, muy diferente a la que aún predomina entre los especialistas y el público en general. El trabajo de Rebecca A. Earle se inscribe dentro de estas nuevas tendencias e incluso trata de ir mucho más allá, al proponernos una reflexión sobre la situación de España en el momento y sus esfuerzos fallidos por mantener el control de sus colonias, usando para esto, el caso del Virreinato de la Nueva Granada. Un estudio que parece imprescindible para completar el panorama del proceso.

España y la independencia de Colombia, 1810-1825 es la traducción al español, realizada bajo el patrocinio del Banco de la República y la Universidad de los Andes (2014), del libro publicado en el 2000 por la Universidad de Exeter (Inglaterra), titulado Spain and the Independence of Colombia, 1808-1825. El texto no sufrió modificaciones importantes, pero hay que notar el pequeño detalle, aunque muy significativo, de que el período que se anuncia en el título original, 1808-1825, se modificó en la versión en español por 1810-1825. Se ignora la razón para este cambio, ya que todos los procesos analizados se inician efectivamente en 1808, con la invasión napoleónica a la península ibérica; pero probablemente se hizo con esto una concesión al lector promedio colombiano (y de paso a un imaginario que debe ser reevaluado), ya que el año de 1810 ha sido considerado por la historia patria nacional, como el momento simbólico del llamado Grito de Independencia, o por lo menos del inicio del proceso que condujo a la otra fecha simbólica que se conmemorará pronto, 1819. 

Leer texto completo