La muerte de Sucre
  • 1835
  • Óleo sobre tela
  • 139,5 x 200 cm
ANTERIOR SIGUIENTE

AP1312

La muerte de Sucre

Pedro José Figueroa


Pedro José Figueroa (1770-1836) nació en Santafé y aprendió sus primeras lecciones de pintura en el taller del maestro de Pablo Antonio García del Campo. Finalizando sus estudios fundó su propio taller de pintura, donde tuvo numerosos discípulos, entre ellos sus hijos José Miguel, José Celestino y José Santos; el pintor Luis García Hevia y el historiador José Manuel Groot. El género del retrato tomó carácter histórico porque la organización de la naciente República solicitó una iconografía de próceres. Las hazañas de la lucha por la Independencia, como las batallas y los enfrentamientos políticos fueron reemplazando la primacía de los temas religiosos. Pedro José Figueroa hizo un cuadro inusual por el formato, la intención y el tema: La muerte de Sucre. Esta obra, firmada y fechada en 1836, año de la muerte del pintor, denota una intención de denuncia. Representa el momento del crimen en las montañas de Berruecos, con un ingrediente satírico. Sucre aparece caído con un disparo en la sien, su mula levanta las patas espantada, el sirviente a caballo retrocede y los cuatro asesinos a sueldo disparan sus armas. En la espesura de la selva de árboles de ''mopa mopa'', que el pintor nunca conoció, aparece un tigre americano o jaguar, clara alusión a Obando, principal sospechoso del crimen, a quien apodaban ''el tigre de Berruecos''. De las fauces y garras del animal brota sangre; su cabeza está rodeada de flores blancas, con las que el pintor se refiere a otro de los sospechosos del crimen, el general venezolano Juan José Flores Aramburu. Se puede pensar que Figueroa, tan diestro en las alegorías de Bolívar, empleó este sistema para representar el crimen y sin saberlo, estaba pisando el terreno de la caricatura. La obra de Pedro José de Figueroa no fue muy numerosa, pero ocupa un lugar central en la historia del arte colombiano porque permite apreciar el paso de la Colonia a la República.

Salir de zoom